#Indeleble #Sombras

sombra3

Por: Aída López*

Dicen que todas las sombras son iguales, que no tienen alma; persiguen a su cuerpo sin afán. Esperan un rayo de luz para reflejarse en las paredes, nunca se confunden entre ellas. El otro día vi cómo la mía abandonó mi cuerpo, se perdió entre las miles de sombras de quienes vagaban en la noche, alcancé a verla cómo despojaba la sombra de un hombre fatigado, que balbuceaba palabras incoherentes; aprovechó su debilidad para seguirlo, ahí ella era más poderosa que él. Encaminó el rumbo y lo condujo a su antojo, en tanto yo la perseguía para que volviera a mí. Ahora me he vuelto la sombra de mi sombra, quizá ese sea mi destino.

*Aída López, reconocida escritora nacida en Mérida, Yucatán. Psicóloga y Capacitadora Certificada. Cursó el Diplomado en Creación Literaria en la Escuela de Escritores de México (SOGEM) y en la Escuela de Escritores de Yucatán. Ha publicado en antologías internacionales, nacionales y locales; periódicos y revistas nacionales y locales. Miembro del PEN Internacional sede Guadalajara.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s